Vall de Cúber por Solleric y Coma-sema

 
CatalanChinese (Traditional)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish

Descripción

Comasema

Vuelta fantástica y muy larga por la que accedemos desde Alaró al Vall de Cúber por la espectacular e idílica posesión de Coma-sema. La zona de la finca de Coma-sema es muy interesante ya que es una de las vías rápidas para acceder muchos lugares, como Sóller o el Valle de l’Ofre y los embalses. Hasta la fecha desconocía esta zona, en dónde además hay muchos pasos, antiguos caminos y una historia que se remonta a la época talayótica. 
Itinerario
  • Ctra. Alaró a Orient km.18
  • GR221 Tossals Verds
  • Finca de Solleric
  • Es Barranc
  • Finca de Coma-sema
  • Camí de Es Barrancons
  • Coll de’n Poma
  • Coll de l’Ofre
  • Camí de Cúber
  • Desvíó canalización Emaya
  • Desvío Coma-sema
  • Coll des Bosc
  • Finca de Coma-sema
  • Es Barranc
  • Finca de Solleric
  • Ctra. Alaró a Orient km.18

mide

Itinerario muy largo y exigente que arranca en la carretera de Alaró a Orient en la ruta habitual para ir hacia Tossals Verds y Solleric. Una vez que llegamos a la finca, abandonamos el GR221 para coger una pista hacia la derecha que nos conducirá hacia la finca de Coma-sema por Es Barranc.

Comasema

Die Balearen – Finca de Coma-sema

Siguiendo la ancha pista, pasaremos terrenos con oliveras y más adelante hay que cruzar por un puentecito el torrente por la izquierda y empezamos otro camino al lado de una pared seca, no tan limpio pero fácil de seguir. Es muy bonito este tramo hacia la finca de Coma-sema, cruzamos una barrera metálica y continuamos por este antiguo camino en progresiva pendiente que sin pérdida nos llevará a la espectacular finca que se divisa a lo lejos.

La finca de Coma-sema es una de las más bonitas de Mallorca, no sólo por su construcción si no por el entorno tan idílico en donde está. Por cierto, hay que pedir permiso al propietario para pasar por ella. Desde la finca, se pueden coger muchos caminos, nosotros cogemos el Camí des Barrancons, que nos llevará por un sendero estrecho y algo incómodo hacia el Coll den Poma, cerca del Vall de l’Ofre

Desde el Coll de’n Poma, punto más alto de la ruta (887 m), seguimos por una pista ancha hacia el Coll de l’Ofre por el GR221, hacia el embalse de Cúber. Al llegar a la presa, cogemos en sendero que por donde está canalizada el agua del embalse hacia Palma y aproximadamente a 1 km hay que coger el sendero que se dirige hacia Sa Rateta . En los primeros metros el camino no está muy definido, hay indicaciones, y más adelante pasa a ser una pista ancha que desciende por el Coll des Bosc hacia Comasema.

El camino de descenso es una maravilla, largo pero muy ameno y relajante. Regresamos y cerramos el círculo de la ruta llegando de nuevo a la finca y a partir de ahí regresamos al punto de partida por el camino inicial. Un excelente entreno y fantástica ruta muy variada y con unos parajes de postal. No apta para principiantes en montaña, debido a su exigencia de esfuerzo y por la orientación, hay algunos puntos de la ruta que hay que conocer para continuar.

Mapa topográfico

00 - map

Galería

Track GPS

Distancia total: 28.27 km
Elevación máxima: 879 m
Elevación mínima: 218 m
Total ascendido: 1420 m
Total descendido: -1420 m
Tiempo total: 05:26:49
Descargar

wikiloc

Enlace ruta wikiloc : Vall de Cúber por Solleric y Coma-sema

Lugares de interés

Coma-sema (Orient)

12

Coma-sema es una de la grandes y más importantes fincas de Mallorca, arquitectura y entorno se unen en uno de los entornos más bonitos de la isla. Está situada en pleno corazón de la Sierra de Tramuntana, hacia el norte le acompañan los tres miles más conocidos de la Serra, L’ofra, Na Franquesa i Sa Rateta. Hacia el Oeste el Pas de Na Maria, uno de los más mágicos de la Serra.

Hacia el Este el Coll des Bosc, el Torrente de Almadrà y el Puig d’Amós. Y por último hacia el Sur colinda con la mola de Son Montserrat. En definitiva un entorno idílico que la convierte en una de las posesiones más especiales de la Serra. Para acceder a ella se hace desde la aldea de Orient, y con ella colindan las fincas de Son Vidal, Son Terrassa, Solleric, Tossals Verds y Binimorat.

Coma-sema es una finca puramente de montaña, por eso su economía se ha basado en la producción de aceite, la explotación del bosque y la agricultura. Con una extensión de 800 hectáreas tiene mucha historia, su extenso encinar fue protagonista de la actividad carbonera, en dónde hoy en día, se mantiene bien conservado y abundan los restos de aquella actividad. Como en el maravilloso Camí des Bosc, con innumerables rotlos de sitja, en donde se obtenía el carbón vegetal por combustión.

Además de un buen número de fuentes, como la font de sa Parra, situada a los pies de puig de l’Ofre, la font des Poll, font de ses Piquetes, la font des Corral Fals y l’Aqüeducte de l’Arc, una de las obras de ingeniería medieval más emblemáticas de la Serra. Y no sólo agua, también nieve, ya que al estar situada a bastante altura, posee un buen conjunto de cases de neu, para acumular la nieve, una actividad tan importante en Mallorca hace no tantos años. 

En el territorio de Coma-sema los asentamientos se remontan a la época talayótica. Muy cerca de las casas se puede ver el talayot de Coma-Sema, uno de los mejores conservados de la zona de montaña de Mallorca.  

La finca aparece documentada por primera vez en la época medieval, en el año 1241 con la denominación de Sema Coma. Fue a partir de 1364 que aparece vinculada a la familia Palou, que al poco tiempo se la añadió al apellido el nombre de “Coma-Sema“. La familia Coma-Sema fue propietaria de la finca durante varios siglos

Una de las partes más importantes e impresionantes de la finca es el magnífico safareig de 4600 metros cúbicos de capacidad, antiguamente alimentaba a un desaparecido molino hidráulico. La almazara que posee es una de las más espectaculares de Mallorca, está muy bien conservada, incluso podría funcionar. En su día, producía una media de 3000 litros diarios de aceite. La capilla se ubica dentro de una cámara cubierta que guarda en su interior un retablo de la Mare de Déu del Roser, del 1571. Otro elemento característico de la propiedad es sa Cova de ses Maravelles, situada en la cima homónima. 

Hasta finales de 1990 la finca tenía 800 hectáreas, que posteriormente fue dividida en tres partes, la parte més extensa es de Fernando Fortuny, actual propietario y recordar que hay que solicitarle permiso para acceder a la propiedad. 

Fuente : Texto y fotografías extraidos del libro Les Possessions de Mallorca Volum -2- de Tomás Vibot

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *